viernes, 24 de febrero de 2012

Accesorio de baño adhesivo

 Desde hace unos años las fábricas de accesorios de baño han comenzado a comercializar una variante del producto habitual, el accesorio de baño adhesivo. Este tiene la ventaja de que es sencillo de colocar para cualquier persona, sin ser necesario tener habilidad con el taladro. Otra de las ventajas es que aunque no es fácil de despegar, siempre puedes hacerlo sin que queden marcas ni agujeros en el azulejos. De momento los accesorios de baño adhesivos están dando muy buen resultado, pero al ser un producto relativamente novedoso tendrán que pasar unos años para comprobar si realmente es tan efectivo como taladrar.

 A continuación detallaremos los pasos a seguir y algún consejo a tener en cuenta a la hora de colocar este tipo de accesorios.

1- Limpiar con alcohol y agua la superficie donde se deba de colocar el accesorio y a continuación secarlo con un paño limpio.

2- Marcar en la pared donde queremos colocar la pieza.

3- Aplicar la imprimación que te da el propio fabricante para preparar la pared. Se debe esperar para colocar el accesorio de 4 a 5 minutos a que la pared este totalmente seca.

4- Quitar el papel protector del adhesivo. Si se toca con los dedos dicho adhesivo podría perder algo de adherencia.

5- Una vez quitado el protector , calentar el adhesivo y la zona de la pared donde vaya a colocarse con un secador de pelo. Se recomienda que la temperatura ambiente sea superior a 15º C en el momento de la colocación.

6- Colocar bien centrado la pieza del accesorio, a continuación aflojar el tornillo allen y separar la pieza del accesorio del plato que ya está colocado, después apretar fuertemente durante 60 segundos para asegurarse que el plato del accesorio queda bien pegado.

7- Una vez pasadas 72 horas desde la colocación del plato a la pared, colocamos la pieza del accesorio apretando con la llave allen.


 La pared donde se coloque el accesorio debe ser totalmente lisa: azulejo, mármol, cristal, porcelánico, etc. no puede colocarse en superficies que no sean lisas como azulejos ondulados, gresite, paredes pintadas, pizarras o cenefas.

 Si tuviéramos que quitar el accesorio una vez colocado, debe hacerse utilizando una espátula haciendo palanca entre el accesorio y la pared. En caso de que quedase restos de adhesivos en la pared debe quitarse con un trapo mojado con acetona.



1 comentario:

  1. MUY INTERESANTE. TE EVITAS AGUJEROS EN LAS PAREDES.

    ResponderEliminar